«Pequeño» estudio de horarios culinarios

por adastra

Esta historia es una espinita que tenía clavada desde hace más de un año. El 31 de marzo de 2010 envié un correo que podría ser calificado como spam puro y duro a una selección de mis contactos de correo. Les contaré de qué va la cosa, y les advierto que es un tochazo de proporciones bíblicas.

Por aquel entonces leí una historia curiosa sobre los horarios de comidas en España. No me había parado a pensarlo hasta aquel momento, más que nada porque uno vive dentro de Matrix y no percibe esas cosas excepto como déjà vu en forma de digestión pantagruélica. Pero en alguna ocasión había tenido algún destello de que, fuera de este país, las cosas son un poco diferentes (todavía recuerdo a mi amigo Jomis diciéndome que un McDonald’s le salvó el culo en ¿Viena? por ocurrírsele cenar a una hora española, es decir, absurda).

El artículo viene a incidir en un punto interesante: los horarios de comidas de España no se ven en ningún otro sitio, y aduce unas razones históricas para ello. Quizás tenga razón el autor o quizás no, pero… Pensé que conozco bastante gente que o bien vive y trabaja en tierras bárbaras, o bien viaja con frecuencia suficiente como para arrojar más luz sobre los motivos por los que tenemos estos horarios psicopáticos que no aparecen en el resto del mundo.

En mi caso, suelo desayunar ligero a las 6:30 (ya sé, ya sé, mala cosa), tomar un segundo desayuno a media mañana (entre las 10:00 – 10:30), con más consistencia, almorzar un solo plato a eso de las 16:00 (excepto si como fuera de casa, maldito menú del día a las 15:30), y prácticamente no ceno nunca, o ceno muy poquito, como un yogur. Eso sin contar los días en que me echo fuera del plato por circunstancias erótico-festivas varias. Pero siempre intenta uno quemar las calorías después xDDDD

Ejem. Las preguntas que lancé a mis correligionarios fueron estas:

  • ¿Es cierto que España es el único país de Europa con esos horarios de frenopático para comer?
  • ¿Están de acuerdo con la apreciación del autor, acerca de que fue el pluriempleo el culpable de que nuestros horarios de comida se modificaran radicalmente?
  • ¿Les suena que en España tuviéramos realmente, hace mucho tiempo, horarios europeos para comer?
  • Para los que viven abroad… Joder, ¿de verdad almuerzan a las 12:00? Imagino que, de ser así, será en el curro, ¿no?
  • ¿Cómo son los horarios laborales en el extranjero con respecto a España? Por ejemplo, yo no tengo mal horario (al menos durante tres días a la semana, de 8:00 a 15:00), pero aún así, ceno tardísimo (si acaso ceno, pero esa es otra historia).

Las respuestas que me dieron son muy, pero que muy variadas (hacer síntesis te todos los correos me ha llevado como cosa de un par de horas, entre visitas al mingitorio y planeos a baja altura para comprobar el estado de los enanos). Me respondieron 15 personas que viven en diversas partes del mundo o han viajado con cierta frecuencia. El veredicto fue casi unánime: los horarios españoles para comer son una puta mierda, y además, ilógicos. No tiene sentido meterse entre pecho y espalda primer plato, segundo plato y postre cuando luego tienes que seguir trabajando (doy fe de ello, por los días en que tengo que quedarme a comer por la tarde). Más o menos estos son los puntos que saqué después de leerme todos los correos cuatro veces, en ambos sentidos xD

  • En España se contrata tu culo, no tu cerebro. Cuantas más horas estés sentadito en tu puesto de trabajo, mejor (aunque no rindas un carajo). Eso condiciona los horarios en los que puedes hacer vida normal.
  • Entre mis contactos, la impresión unánime es que España es Una, Jrande y L¡bérrima un poco rarita en cuestiones de horario.
  • Lo de cenar a lo bestia (y tarde) y cenar tardísimo parece que solo pasa en España. Mención especial para los almuerzos de empresa que acaban cuando es de noche, con riesgo de síndrome de clase turista incluido.
  • Lo normal en media Europa (sobre todo al norte) y en los EEUU es meterse un buen desayuno, un almuerzo ligero (por ejemplo, un sandwich y una pieza de fruta), picar algo a media tarde (opcional) y cenar temprano.
  • Los horarios suelen ser de tipo nine to five o similares, con más flexibilidad laboral (suelen primar más los resultados que el culo-en-silla). Como nota divertida, me comenta Jomis que, de existir un infierno laboral, estará en China, porque ahí trabajan (y comen) todo el puto día.
  • Por supuesto, los horarios laborales y de comida condicionan los horarios comerciales. Es raro verte en Holanda o UK un comercio abierto más allá de las 18:00, aunque también apuntan que eso es algo que se ve cada vez con más frecuencia.
  • Mis contactos no están seguro de que el pluriempleo y el tratar a la mujer como una retarded menor de edad en los tiempos del hijoputa de Franco sean la única causa de estos horarios. También apuntan a razones culturales varias y al hecho de que al sur de Europa se disfruten de más horas de sol, y haga mucho más calor. Claro que, también me comentan que en Francia tienen unos horarios mucho más parecidos a los de Alemania o UK, así que no las tienen todas consigo.
  • Luis comenta un tema interesante: los horarios de los colegios están divorciados de los horarios laborales, pero no siempre lo estuvieron. La jornada continua en los colegios es algo que no siempre fue así. Yo recuerdo haber tenido clases por la tarde, ciertamente. Y no les cuento el encaje de bolillos que tengo que hacer a veces con mis propios horarios, retorciéndolos y maltratándolos, para poder entrar en sincronía con los de los niños.
  • La conciliación de la vida laboral y familiar en España es un puto chiste. Y doy fe de ello, me cago en dios.
  • Swibel, Alitas y Mario me confirman que en Sudamérica la cosa es más o menos como en centroeuropa, o más bien, toman el modelo estadounidense. Pero vamos, allí no se ve el estilo de horarios español ni de coña.

Si han sido capaces de llegar hasta aquí sin sentirse lobotomizados (exactamente igual que si hubieran visto una película de Michael Bay), les invito a que comenten sus experiencias en los comentarios 😛

Créditos

Estas son las personas que me ayudaron a confeccionar este «estudio». Muchas gracias a todos ellos. Los aciertos son suyos, las imprecisiones mías y la hemorragia de placer compartida. In order of appearance: Reena, Mario, Luis, Jomis, Swibel, erGuiri, Álvaro, Doctor π, Esteban, Edu, Kailos, Oli, Pablo Kim, Alitas y Ayose.

Anuncios